La GLOBALIZACIÓN es un proceso irreversible, que debería ser beneficioso para la humanidad.

Para que la GLOBALIZACIÓN sea justa y provechosa para la humanidad, deben eliminarse las fronteras no sólo para los bienes y servicios, sino también para las personas. Hasta que esto no ocurra sólo será la nueva forma de esclavizar a la sociedad por parte de una minoría cada vez menor. La revista Forbes (listado de personas más ricas del mundo y sus fortunas) es muy ilustrativa al respecto.

Por supuesto que eso hoy en día implicaría un éxodo masivo desde los países emergentes o subdesarrollados a los países llamados del primer mundo.  Tal situación sería insostenible. Para que esto no suceda, las multinacionales deberían reinvertir sus ganancias en los países donde extraen materias primas y dejar de explotar la mano de obra barata de los países pobres, además de pagar los impuestos correspondientes es vez de triangular operaciones usando paraísos fiscales.  Es decir, generar las condiciones necesarias para lograr un desarrollo mínimo tal que permita que toda la humanidad se alimente y viva en su país de origen con un piso de dignidad.

A su vez, el sistema financiero debe dejar de “inventar” dinero  con la actividad especulativa de compra-venta de medios de pago (bonos, hipotecas, dólar, etc.) que sólo sirven para distribuir dividendos entre unos pocos, pero cuando el crupier de la timba financiera internacional canta “CRISIS FINANCIERA”, entonces los Estados salvan a los bancos con dineros públicos y de esta manera se sociabilizan las pérdidas (último ejemplo crisis 2008).  El sistema financiero debe volver a sus inicios para financiar la producción de bienes y servicios que satisfagan necesidades humanas  y es imprescindible   poner  al ser humano como razón fundamental de la existencia de las ciencias económicas.

El problema de los “inmigrantes” ya existe y aumentará a medida que se deterioren las condiciones de vida de los pueblos, ya sea por guerras que esconden oscuros intereses económicos y a veces  tras una fachada religiosa, o por pobreza  extrema de algunos países que paradójicamente poseen materias primas necesarias y de muy alto valor comercial para el avance tecnológico, como el caso de la República Democrática del Congo que es el principal productor de coltan  con cerca del 80% de las reservas mundiales estimadas. El  “coltán” (indispensable para la industria de la telefonía celular) es la  fusión de los minerales columbita y tantalita, y posee características que lo hacen esencial para la creación de aparatos electrónicos: no se oxida, es un 80% mejor conductor de electricidad que el cobre y es capaz de almacenar mucha carga que libera lentamente. A pesar de ello, los congoleños  viven en un infierno de guerras alimentadas y armadas por las empresas y países  que se apropian del mineral sin dejar ningún beneficio que permita al pueblo vivir dignamente.  La consecuencia directa es que el congolés que puede emigrar a Europa, lo intentará a riesgo de ahogarse en el Mediterráneo. Los ciudadanos europeos ven a los inmigrantes como invasores, pero no hacen nada para evitar las causas de las migraciones masivas.

El argumento de que esos pueblos son gobernados por políticos incapaces, no resiste el menos análisis, toda vez que está probado que en realidad son “políticos corruptos” socios de las multinacionales que explotan sus países. Cuando un gobierno trata de enfrentar al poder del orden mundial establecido (multinacionales- sistema bancario internacional y socios locales del poder) se pone en marcha una maquinaria que hasta ahora no falla, donde el poder mediático-judicial-económico-militar, termina esmerilando y/o destituyendo al gobierno tildado de “populista” donde las fake news (noticias falsas) cumplen un rol esencial.

Los orígenes de la globalización son el tema de un debate en curso. Aunque varios investigadores sitúan los orígenes de la globalización en la era moderna, otros lo consideran un fenómeno con una larga historia, pero lo que no hay dudas es que el avance tecnológico permitió un gran  desarrollo de las comunicaciones en la segunda mitad del siglo XX.

ALDEA GLOBAL Y MEDIOS DE COMUNICACIÓN

Se conoce como aldea a un pueblo ubicado en una zona rural, que tiene un número muy reducido de viviendas y de habitantes. Global, por su parte, es aquello que alude al globo terráqueo o a un conjunto.

La idea de aldea global fue desarrollada por el canadiense Marshall McLuhan (1911–1980). Este sociólogo y filósofo canadiense jugó con dos términos que parecen contradictorios (la aldea es algo local, de escala reducida, mientras que lo global refiere al mundo entero) para explicar las consecuencias del desarrollo de los medios de comunicación masiva.  En 1968, McLuhan lo utilizó en el título de su libro Guerra y paz en la Aldea Global.

Simplificando sus teorías podríamos decir que, para McLuhan, el planeta Tierra se convirtió en una especie de aldea de enormes dimensiones ya que las personas, gracias a la televisión, la radio y ahora satélites e Internet con sus redes sociales, pueden enterarse en todo momento qué pasa en cualquier lugar. De este modo, la Humanidad entera funciona como una aldea, donde los aldeanos pueden enterarse lo que ocurre de manera inmediata gracias a las dimensiones reducidas del entorno donde viven.

McLuhan sostuvo que el desarrollo de esta aldea global modificó al ser humano en su esencia, ya que alteró desde su manera de comunicarse hasta la organización social. En la aldea global, incluso, las cuestiones simbólicas pueden tener más valor que las reales. Un ejemplo de esto es que una guerra, por citar un caso, no se gana simplemente por la fuerza en el terreno de batalla, sino que también debe ganarse en los medios de comunicación para que la sociedad sepa y comprenda que se obtuvo un triunfo.  El inmenso caudal de información disponible, por otra parte, implica que la gente accede sólo a una pequeña parte: aquella que recortan y deciden mostrar los medios de comunicación masiva.

Los distintos mensajes entregados por los medios de comunicación, contienen la ideología de quienes elaboran la información promoviendo la formación de opinión entre los receptores.

Los medios de comunicación pueden ser públicos o privados pero ninguno de los dos es independiente porque los primeros son dependientes del poder político y los segundos del poder económico  de los cuales son parte interesada. A su vez, la propiedad de éstos últimos se ha concentrado en pocas manos.  La concentración daña el pluralismo, la diversidad y la cultura. En América Latina esta concentración también ha sido adversa a la democracia. Los grandes medios han sido siempre los socios mayores de las dictaduras militares más sanguinarias y han obtenido beneficios escandalosos a cambio de encubrir crímenes, torturas y desapariciones. También históricamente se han ligado con el poder económico.

Los grandes grupos económicos fueron capturando medios de comunicación para utilizarlos como voceros, y esos medios se transformaron en los altavoces
de las grandes corporaciones locales y multinacionales. En América Latina, gigantes como el grupo Cisneros, en Venezuela; Televisa, en México; El Comercio,
en Perú; Clarín, en Argentina, y O Globo, en Brasil, fueron paulatinamente apagando
otras voces y, al mismo tiempo, tejiendo alianzas con las megas corporaciones mediáticas de Estados Unidos y Europa.

GLOBALIZACIÓN  ECONÓMICA

El término globalización es otra forma de nombrar a la nueva fase de acumulación de capital que se ha caracterizado por el predominio del mercado desregulado, es decir, con una mínima intervención estatal, colocando a ciertos Estados-nación en una posición de debilidad.

Ahora bien, el impacto de la globalización en el mercado laboral, en el comercio internacional, en la libertad de circulación y en la calidad de vida de la población varía en función del nivel de desarrollo de las naciones. La cara negra de la globalización trae consigo inconvenientes como la devaluación de la cultura nacional de los países, la explotación de algunos recursos como la mano de obra barata y las materias primas de países más pobres, además de la concentración de la riqueza.

La mayoría del dinero se queda en los países desarrollados y solo el 25% de las inversiones internacionales van a las naciones en desarrollo, lo que hace que el número de personas que viven en pobreza extrema aumente. Algunos economistas sostienen que en las últimas décadas, la globalización, la revolución científica y tecnológica son las principales causas del aumento del desempleo.

Lo que pasa en cualquier lugar del mundo repercute casi inmediatamente en todo el resto, caídas de bolsa, guerras, catástrofes naturales de magnitud, influyen en economías de países ajenos a su país de origen. Las cadenas de producción de muchas marcas mundiales tienen fábricas de parte de sus productos en distintos países, ya no podemos decir que Philips es holandesa, Nestlé es suiza o JVC es japonesa. Los productos no tienen identidad nacional. Las producciones, los comercios y las finanzas de cada país pertenecen al mercado mundial. El capital se ha globalizado, las empresas han diversificado sus campos de inversión.

GLOBALIZACIÓN FINANCIERA

Hay información de que los fenicios realizaban préstamos de granos para que los campesinos continuaran sembrando.

Durante los dos grandes imperios de la antigüedad, el griego y el romano, los prestamistas ya hacían empréstitos, cambiaban dinero (monedas),  aceptaban depósitos y se conocía el concepto económico de “interés”. También en Asia existen evidencias arqueológicas que demuestran que desde tiempos remotos se hicieron préstamos monetarios.

La Banca, con mucho de lo que actualmente conocemos, surgió en Italia a principios del Renacimiento, sobre todo en las poderosas ciudades del norte, como Venecia, Florencia y en el puerto de Génova.  Luego se extendió a Ámsterdam (siglo XVI) y Londres, durante los siglos XVII y XVIII. , la familia Rothschild, dinastía de origen judío alemán fue clave en todo el proceso europeo.

Posteriormente, con la llegada de nuevas formas de comunicación más expedita, los bancos crecieron de manera sustancial no sólo en tamaño sino también en alcance geográfico.  Así surgió la necesidad de un sistema financiero internacional que tuvo su comienzo en 1876 y a este período se lo denominó PATRON ORO donde cada país establecía el precio de sus monedas y respondía con sus reservas de  oro. Luego en el Acuerdo de Bretton Woods se estableció el DÓLAR-ORO  donde “el dolar respaldado con las reservas de oro de Fort Knox paso a ser el referente del sistema”. En 1971 EEUU no podía sostener dicho respaldo y se acordó un “SISTEMA DE TIPO DE  CAMBIO FLEXIBLE”, y conjuntamente con la neoliberalización mundial de la economía, el sistema bancario creció y se concentró desmesuradamente.

Hoy el mundo está dominado por 28 grandes bancos internacionales, denominados por algunos de sus críticos más acérrimos como “la hidra mundial”.

Estas entidades manejan las grandes variables económicas globales, imponen condiciones a gobiernos democráticos y, en busca de ganancias rápidas y estratosféricas, apuestan en una ruleta cada vez más vertiginosa que puede volver a estallar en cualquier momento. (1)

Los Estados son a la vez rehenes de la hidra bancaria y están disciplinados por ésta. La crisis de 2007-2008 prueba este poder”. “Los grandes bancos detentaban los productos tóxicos responsables de la crisis pero, en vez de reestructurar los bancos, los Estados terminaron asumiendo sus obligaciones y la deuda privada se transformó en deuda pública”. (2)

Otra manera de dimensionarlo: hay cientos de miles de bancos en todo el mundo, pero estas 28 entidades concentran el 90% de los activos financieros.

Entre ellos J.P. Morgan Chase, Bank of América, Citigroup, HSBC, Deutsches Bank, Group Credit Agricole, Golman Sachs, Santander, Credit Suisse, BBVA, Bank ok China y otros del estilo.

GLOBALIZACIÓN CULTURAL

La globalización cultural se relaciona, por una parte, con lainterconexión creciente entre todas las culturas (particulares o mediáticas)y, por otra, con el flujo de informaciones, de signos y símbolos a escalaglobal. La televisión por cable y por satélite son la avanzada de estadimensión de la globalización. Su idioma universal es el inglés, que sindesplazar a las otras lenguas las hegemoniza y las usa.
En el proceso de globalización se pueden observar dos tendencias aparentementecontradictorias: por una parte la tendencia a la convergencia u homogeneización cultural, ligada a la cultura mediática, al mercantilismo generalizado y al consumismo; y por otra la tendencia a la proliferación y conocimiento  de  la heterogeneidad cultural.
Muchos aspectos de esta temática serán analizados en futuros posts.

La GLOBALIZACIÓN  debe convertirse en la oportunidad de la humanidad para unirse en la diversidad, respetar al prójimo y a la naturaleza, comprender culturas diferentes y garantizar vida digna para todo ser humano.

 (1) MARCELO JUSTO BBC

(2) MORIN FRANCOIS  “La hidra mundial, el oligopolio bancario” es profesor emérito de ciencias económicas en la Universidad de Toulouse y ex miembro del consejo general del Banco de Francia.

DISEÑO GRÁFICO: Lic. GRISELDA CATRAMBONI

© Cr. DANIEL ROY